Yuri Gagarin

Yuri Gagarin

Sabiñánigo
Diciembre de 2015

 

A Yuri, con amor y gratitud.
Llegaste una cálida mañana de Abril. Llegaste como un torbellino. Llegaste para quedarte.  Nuestra pequeña nena peluda. Nuestra pequeña exploradora. Nuestra pequeña porción de cielo.Te fuiste una fría noche de Diciembre. Te fuiste en silencio. Te fuiste entre mis manos.
Los que creemos en que se puede hablar íntegramente de las estrellas y de la Tierra, de los animales y del hombre, sabemos que un día volveremos a charlar en las infinitas y eternamente floridas praderas de los cielos”.  Félix Rodríguez de la Fuente.